De compadres, el mar y Mars Volta

Me encantaría comenzar algún día una de estas columnas/entradas de blog/ catarreadas con alguna buena noticia, como por ejemplo que se prohibieron las heladerias que incurren en el pecado de no tener dulce de leche entre sus sabores o que finalmente los países hicieron caso a mis cartas de crear un subsidio al vodka Absolut que tantos problemas resuelve. Pero no. En esta ocasión debo comenzar lamentando la disolución de The Mars Volta, banda que por diez años exploró nuevas fronteras para la música y hasta la lírica en general, sin contar con que ahora los One Direction nos confiesan que sus madres no aprueban sus tatuajes, no sólo dando más fuerza a nuestro caso de que no son buen ejemplo para estas generaciones, sino que encima y para colmo haciendo que comencemos a cultivar un odio a los tattoos gracias a su inmersión en ese mundo. Pero, mientras pienso en eso y veo como todos se van poniendo de novios para no llegar a San Valentín solteros porque les falta eso que ponen las gallinas, me dedico a analizar los eventos actuales y no tanto y paso a realizar las siguiente observaciones:

-Que el tema de Bolivia y el mar con Chile sigue en las mismas de siempre, con Chile que en cualquier momento comienza a pedir soberanía sobre Tomatitas y Sopocachi mientras los bolivianos creen que cuando nos devuelvan el mar todos los problemas del país se solucionarán mágicamente y capaz hasta que vayamos y ganemos un Mundial, porque, cuando fue la última vez que un país ganó un Mundial no? Capaz que si algún día nos devuelven el mar, los bolivianos explotamos, no sé. Por lo menos, tendría sentido la marina boliviana. Eso seguro.

-El resumen de compadres (Fiesta tradicional de Tarija que sirve de excusa, cuando no, para beber) es el siguiente: Cerveza, abrazos, tortas, olor a albahaca y albaco, catarreada, “Te quiero tanto hermano”, lloriqueada de dos pesos, alguna macana, llamada a tu ex, lluvia y a casa. TODOS LOS AÑOS.

-Aplicándose también al punto previo: Es todo rosas hasta que te cuentan lo que hiciste el día anterior.

-El mundo necesita más sabores de helado y menos modelos de armas.

 

Así que mientras me preparo para mi primer día de clases en un nuevo idioma y trato de sobrellevar mi primer enamoramiento (en mi defensa, usaba remera de Star Wars y rellenaba muy bien el shortcito que tenía puesto), me aboco a la tarea de tratar de cortar con la mentira de “Todos somos especiales” que se viene repitiendo demasiado para evitar pensar que algunas personas sólo sirven como conversores de oxígeno en dióxido de carbono. Por lo que, hasta que nos permitan usar ametralladoras o los sables láser que claramente necesitamos para solucionar los problemas del mundo, tomemos un vaso de Whisky, y si eso no resuelve el problema, a no preocuparse, todavía quedan el vodka, el tequila, la cerveza, el ron, el fernet, el…

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s